Saltar al contenido
Blog sobre pastillas, marcas y dietas para perder peso.

Síndrome de Meniere

Síndrome de Meniere

El síndrome de Meniere es un trastorno que afecta el oído interno. El oído interno es responsable de la audición y el equilibrio. La condición causa vértigo, que es la típica sensación de giro. También conduce a problemas de audición y un sonido de timbre en el oído. La enfermedad de Meniere suele afectar a un solo oído.

La enfermedad de Meniere es cr√≥nica, pero los tratamientos y los cambios en el estilo de vida pueden ayudar a aliviar los s√≠ntomas. Muchas personas diagnosticadas con la enfermedad de Meniere podr√°n recuperarse pocos a√Īos despu√©s de su diagn√≥stico.

Causas de la enfermedad de Meniere

La causa de la enfermedad de Meniere no se conoce, pero los científicos creen que puede deberse a los cambios en el líquido de los tubos del oído interno. Otras causas sugeridas incluyen enfermedades autoinmunes, alergias y genética.

Síntomas de la enfermedad de Meniere

Los s√≠ntomas de la enfermedad de Meniere tienden a aparecer como “episodios” o “ataques”. Estos s√≠ntomas incluyen:

  • V√©rtigo, con ataques que duran desde unos pocos minutos hasta 24 horas.
  • P√©rdida de audici√≥n en el o√≠do afectado
  • Tinnitus, o la sensaci√≥n de zumbido, en el o√≠do afectado
  • Plenitud auditiva, o la sensaci√≥n de que el o√≠do est√° lleno o tapado
  • P√©rdida del equilibrio
  • Dolores de cabeza
  • N√°useas, v√≥mitos y sudoraci√≥n causados ‚Äč‚Äčpor v√©rtigo severo

Alguien con la enfermedad del síndrome de Meniere experimentará al menos dos o tres de los siguientes síntomas al mismo tiempo:

  • V√©rtigo
  • P√©rdida de la audici√≥n
  • Tinnitus
  • Plenitud auditiva

La mayor√≠a de las personas con la enfermedad de Meniere no experimentan s√≠ntomas entre los episodios. Entonces, muchos de estos s√≠ntomas pueden ser causados ‚Äč‚Äčpor otros problemas en el o√≠do si ocurren durante un per√≠odo sin ataques. La enfermedad de Meniere tambi√©n puede confundirse con otros trastornos del o√≠do interno, como la laberintitis.

Diagnóstico de la enfermedad de Meniere

Si experimenta síntomas de la enfermedad de Meniere, su médico ordenará pruebas para examinar su equilibrio y audición, y descartará otras causas de sus síntomas.

  • Prueba de audici√≥n

Se usa una prueba de audici√≥n, o audiometr√≠a, para determinar si est√° experimentando p√©rdida de audici√≥n. En esta prueba, se pondr√° los aud√≠fonos y escuchar√° ruidos de una variedad de tonos y vol√ļmenes. Deber√° indicar cu√°ndo puede y no puede escuchar un tono, para que el t√©cnico pueda determinar si est√° experimentando una p√©rdida auditiva.

También se evaluará su audición para determinar si puede distinguir la diferencia entre sonidos similares. En esta parte de la prueba, escuchará palabras a través de los auriculares y repetirá lo que escuche. Los resultados de esta prueba le dirán a su médico si tiene un problema de audición en uno o ambos oídos.

Un problema en el oído interno puede causar pérdida de audición. Se realiza una prueba de electrococleografía (ECog) para medir la actividad eléctrica en el oído interno. Una prueba de respuesta auditiva del tronco encefálico (ABR) verifica la función de los nervios auditivos y el centro auditivo en el cerebro. Estas pruebas pueden decirle a su médico si el problema es causado por su oído interno o cualquier otro factor.

  • Pruebas de equilibrio

Se realizan pruebas de equilibrio para probar la función de su oído interno. Las personas que tienen la enfermedad de Meniere tendrán una respuesta de equilibrio reducida en uno de sus oídos. La prueba de equilibrio que se usa con más frecuencia para detectar la enfermedad de Meniere es la electronistagmografía (ENG).

En esta prueba, se le colocarán electrodos alrededor de los ojos para detectar el movimiento del ojo. Esto se hace porque la respuesta de equilibrio en el oído interno provoca movimientos oculares.

Durante esta prueba, se introducirá agua caliente y fría en su oído. El agua hace que su función de equilibrio funcione. Sus movimientos involuntarios de los ojos serán rastreados. Cualquier anomalía puede indicar un problema con el oído interno.

La prueba de la silla rotatoria se usa con menos frecuencia. Le mostrar√° a su m√©dico si su problema es causado por un problema en su o√≠do o en su cerebro. Se usa adem√°s de las pruebas ENG porque los resultados de la ENG pueden ser incorrectos si tiene un da√Īo en el o√≠do o la cera est√° bloqueando uno de los canales de su o√≠do. En esta prueba, los movimientos de los ojos se registran cuidadosamente mientras la silla se mueve.

La prueba de potencial miogénico evocado vestibular (VEMP, por sus siglas en inglés) mide la sensibilidad del sonido del vestíbulo del oído interno. Y las pruebas posturográficas ayudan a determinar qué parte de su sistema de equilibrio no funciona correctamente. Reaccionará ante diversos desafíos de equilibrio mientras usa un arnés de seguridad y se mantiene descalzo.

  • Otras pruebas

Los problemas con el cerebro, como la esclerosis m√ļltiple (EM) o los tumores cerebrales, pueden causar s√≠ntomas similares a los de la enfermedad de Meniere. Su m√©dico puede ordenar pruebas para descartar estas y otras condiciones. Tambi√©n pueden ordenar una resonancia magn√©tica (RM) de la cabeza o una tomograf√≠a computarizada del cr√°neo para evaluar posibles problemas con su cerebro.

Tratamiento del síndrome de Meniere

La enfermedad de Meniere es una condición crónica sin cura. Sin embargo, hay una variedad de tratamientos que pueden ayudar con sus síntomas, desde la medicación hasta la cirugía para los casos más graves.

  • Medicaci√≥n

Su médico puede recetarle medicamentos para ayudar con los síntomas de la enfermedad de Meniere. Los medicamentos para el mareo pueden aliviar los síntomas de vértigo, náuseas y vómitos. Si las náuseas y los vómitos se convierten en un problema, su médico puede recetarle un medicamento antiemético o contra las náuseas.

Se cree que un problema con el líquido en el oído interno causa la enfermedad de Meniere. Si esto ocurre, su médico puede recetarle un diurético para ayudar a reducir la cantidad de líquido en su cuerpo. Su médico también puede inyectar medicamentos en su oído interno a través de su oído medio para ayudar a reducir los síntomas de vértigo.

  • Terapia f√≠sica

Los ejercicios de rehabilitaci√≥n vestibular pueden mejorar los s√≠ntomas del v√©rtigo. Estos ejercicios ayudan a entrenar a su cerebro para explicar la diferencia de equilibrio entre sus dos o√≠dos. Un fisioterapeuta puede ense√Īarte estos ejercicios.

  • Aud√≠fonos

Un audiólogo puede tratar la pérdida de audición, generalmente colocándole un audífono.

  • Cirug√≠a

La mayoría de las personas con la enfermedad de Meniere no requieren cirugía, pero es una opción para quienes tienen ataques severos y no han tenido éxito con otros tratamientos. Se realiza un procedimiento de saco endolinfático para ayudar a disminuir la producción de líquido y promover el drenaje de líquido en el oído interno.

Algunos cambios en el estilo de vida para ayudar a contrarrestar los síntomas del síndrome de Meniere

Los cambios en el estilo de vida, además de los dietéticos, que pueden ayudar a mejorar sus síntomas incluyen:

  • Descansando durante los ataques de v√©rtigo.
  • Comer regularmente, para ayudar a regular los l√≠quidos en su cuerpo.
  • Manejo del estr√©s y la ansiedad mediante psicoterapia o medicaci√≥n.
  • Tambi√©n es importante dejar de fumar y evitar los al√©rgenos. Tanto la nicotina como las alergias pueden empeorar los s√≠ntomas de la enfermedad de Meniere.
Síndrome de Meniere
Síndrome de Meniere

Ejercicios para el síndrome de Meniere

Los ejercicios de rehabilitación vestibular pueden reducir los síntomas al ayudar a su cuerpo a adaptarse a la enfermedad. Los ejercicios de movimiento como caminar o los deportes ayudan a mejorar el equilibrio y contrarrestar la enfermedad de Meniere.

Los ejercicios específicos que funcionan para una persona, pueden ser diferentes a los que funcionan para otra. Un médico o fisioterapeuta puede sugerir los mejores ejercicios para un caso específico, pero experimentar con diferentes ejercicios puede brindarte beneficios indudables.

  • Ejercicios oculares vestibulares

Los ejercicios vestibulares como los ejercicios de Cawthorne-Cooksey pueden ayudar a quienes padecen la enfermedad de Meniere. Los ejercicios de Cawthorne-Cooksey implican movimientos de la cabeza y los ojos.

Usted puede hacer estos ejercicios sentado o acostado. Primero, si√©ntese en una silla o acu√©stese boca arriba en una cama o en el suelo. Mire hacia su frente y luego mire hacia su nariz. A continuaci√≥n, mire completamente a la izquierda y luego mire completamente a la derecha. Por √ļltimo, mantenga un dedo a 3 pies de distancia de su cara, conc√©ntrese en √©l y col√≥quelo a 1 pie de distancia de su cara mientras contin√ļa manteni√©ndolo enfocado.

Repita para el n√ļmero deseado de repeticiones o p√≠dale ayuda a su m√©dico para dise√Īar un programa. Acelere el proceso a medida que mejore los ejercicios sin sentirse mareado.

  • Ejercicios de cabeza y hombros vestibulares sentados

Siéntese derecho en una silla para hacer estos ejercicios. Primero, inclina tu barbilla hacia abajo hacia tu pecho. A continuación, inclina tu cabeza hacia atrás para mirar el techo. Ve despacio y mantén los ojos abiertos. Puede agregar velocidad o cerrar los ojos una vez que el ejercicio de inclinación de la cabeza lo maree menos.

Luego, gire para mirar por encima de su hombro derecho y luego gire su cabeza para mirar por encima de su hombro izquierdo. Al igual que con el ejercicio de inclinación, haga el ejercicio de girar la cabeza lentamente y luego vaya gradualmente más rápido, pasando de los ojos abiertos a los ojos cerrados. Puede hacer el ejercicio de voltear la cabeza acostado, pero puede limitar su rango de movimiento.

Otros ejercicios sentados incluyen encogerse de hombros hasta las orejas y luego dejarlos caer. Los rollos de hombro hacia adelante y hacia atrás también son buenos. Progrese a hacer todos los ejercicios anteriores para los ojos, la cabeza y los hombros de pie cuando sienta que puede hacerlo de manera segura.

  • Actividades aerobias

Caminar, correr, yoga, tai chi y otros deportes son efectivos para el entrenamiento del equilibrio. El uso de máquinas cardiovasculares como cintas de correr, elípticas, bicicletas fijas y esquiadores no tratará la enfermedad de Meniere porque su equilibrio no se desafía de la misma manera.

Puedes practicar racquetball, tenis, baloncesto, voleibol o cualquier deporte que te interese. Clases de ejercicio en grupo o unirse a una clase de yoga o tai chi son algunas de las formas en que puede hacer ejercicio. Si no te gustan estas opciones, puedes comprar una Nintendo Wii para usar en casa o comprar algunos DVD de yoga.

Aunque el ejercicio diario puede ser lo mejor, consulte con su médico sobre la frecuencia y el tiempo que debe hacer ejercicio.

Si te ha servido de ayuda la información de síndrome de Meniere no olvides leer todos los demás síndromes.

[Total:1    Promedio:5/5]